Durante el año 2012, realicé un curso de inglés jurídico con el profesor James Stephenson.
James es un profesor muy dinámico y un gran conocedor de legislación anglosajona y española. Además tiene una gran experiencia como abogado, por lo que las clases son siempre muy ilustrativas, llenas de ejemplos sobre casos reales.
Sin duda, ha sido un curso fundamental para mi carrera como abogado, ya que me ha permitido aumentar mis conocimientos y perspectivas profesionales, concediéndome la posibilidad de ampliar mis relaciones profesionales fuera del ámbito laboral nacional.

Una vez realizado el curso, considero que cualquier jurista que desee aumentar sus expectativas profesionales, debería tener un conocimiento básico de la terminología legal inglesa